cerrar mensajeInformación importante sobre cookies

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para dar un mejor servicio. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal.

Si continúa navegando se considera que acepta su uso.Para más información visite nuestra política de cookies.

arrow_upward

Entrega de la propuesta de normativa sobre Naves de Vuelo Rasante (NVR) al Gobierno Canario y a la Dirección General de la Marina Mercante.

Wed Apr 10 17:47:00 CEST 2019
20190410-CRS-NVRP-2

El pasado 3 de abril de 2019 el grupo de trabajo sobre Naves de Vuelo Rasante (NVR) entregó en Las Palmas la propuesta de normativa sobre NVR al Vicepresidente y Consejero de Obras Públicas y Transportes del Gobierno Canario, Pablo Rodríguez, y al Director General de la Marina Mercante, Benito Núñez.

En el grupo de trabajo sobre NVR participan, desde noviembre de 2017, la Dirección General de la Marina Mercante (DGMM), la Subdirección General de Sistemas Navales del INTA, un asesor que fue alto cargo de la Organización Marítima Internacional (OMI) y la empresa CIWIGS.

Las NVR (Wing-in-Ground, WIG o ekranoplanos), cambiarán radicalmente en muy pocos años el transporte marítimo de pasajeros de corta distancia. De aspecto más similar a una aeronave que a un barco, las NVR son legalmente consideradas embarcaciones y, como tal, están reguladas exclusivamente por la Autoridad Marítima. Su forma de ala está diseñada para aprovechar el efecto suelo, es decir, se desplazan sobre un colchón de aire que se forma entre el aparato y la superficie del mar.

Las primeras NVR fueron diseñadas por la armada soviética a mitad de los años 60 del siglo pasado. Con la caída de la Unión Soviética en los años 90 comenzaron a aparecer los primeros prototipos de uso civil. El principal obstáculo para poder operar con NVR de uso civil es regulatorio. En 2002 la Organización Marítima Internacional (OMI) publicó las primeras directrices sobre el uso y operación para el transporte de pasajeros de este tipo de naves, que fueron actualizadas en junio de 2018. Pero las directrices de la OMI tienen que adaptarse y desarrollarse en el marco legal de cada país.

En noviembre de 2017, a instancias del Vicepresidente y Consejero de Obras Públicas y Transportes del Gobierno de Canarias, la Dirección General de Marina Mercante puso en marcha un grupo de trabajo especializado para el desarrollo de una normativa española que permita explotar comercialmente este tipo de naves. En el grupo de trabajo han participado varios Subdirectores de la Dirección General de la Marina Mercante, un asesor que fue alto cargo de la Organización Marítima Internacional (OMI), representantes de la Subdirección General de Sistemas Navales del INTA y miembros de la empresa CIWIGS, una de las impulsoras de la aprobación de esta normativa.

La normativa propuesta servirá de base para el desarrollo del Real Decreto que regule el abanderamiento de NVR en España, que se convertirá en el primer país europeo en autorizar este tipo de naves, con el apoyo del Gobierno de Canarias.

Se espera que la primera ruta de transporte regular de pasajeros con NVR de España (segunda del mundo tras la ruta Pohang – Ulleung en Corea del Sur) sea la que una Las Palmas de Gran Canaria con Santa Cruz de Tenerife. Navegará a una velocidad promedio de 100 nudos, más del doble que la del conocido Jetfoil que navegaba a 45 nudos, y cubrirá la distancia entre ambos puertos en algo menos de 30 minutos.

20190410-CRS-NVRP-1