Imagen subsite INTA
arrow_upward
Introducción a Galileo

Galileo es un Sistema Global de Navegación por Satélite (GNSS) desarrollado por la Unión Europea que proporciona servicios de navegación: posicionamiento y tiempo.

El programa Galileo posee una importancia estratégica para la independencia de la Unión Europea desde el punto de vista técnico ya que, hasta ahora, cualquier usuario que necesitase conocer datos de posicionamiento debía recurrir a servicios como GPS o GLONASS, bajo control de terceros países. También representa una importancia estratégica desde el punto de vista económico, pues se estima que el mercado de equipos y servicios que puede proporcionar Galileo superará los 10.000 M€ al año y supondrá la creación de numerosos puestos de trabajo de personal altamente cualificado.

Con Galileo se dispone de un sistema civil propio bajo control de las instituciones de la Unión Europea.

Segmento Terreno Galileo

El Sistema Galileo proveerá de esta funcionalidad a través de una serie de servicios globales pensados para cubrir todas las necesidades de posicionamiento de los usuarios, desde particulares a mercados globales o gubernamentales:

  • Servicio Abierto (OS): Gratuito y abierto a cualquier usuario para la obtención de posicionamiento y tiempo.
  • Servicio de Alta Precisión (HAS): Servicio complementario al Servicio Abierto que proporciona una señal de navegación adicional y servicios de valor añadido en una banda de frecuencia distinta. La señal puede ser encriptada para controlar el acceso a los Servicios de Alta Precisión Galileo.
  • Servicio Público Regulado (PRS): Servicio restringido a usuarios gubernamentales autorizados para aplicaciones sensibles que requieren de un elevado nivel de continuidad en el servicio.
  • Servicio de Búsqueda y Rescate: La contribución de Europa al sistema COSPAS-SARSAT, un sistema internacional de detección de alertas de socorro de búsqueda y rescate por satélite.

  Constelación completa de Galileo formada por 30 satélites en órbita

 El Sistema Galileo consta de los siguientes segmentos:

  • Segmento Espacial: Consistirá en una constelación de 30 satélites, de los cuales 24 serán operacionales y 6 serán de reserva. Los satélites se ubican en una órbita circular intermedia (MEO), a una altitud aproximada de 23.222 km, completando una vuelta a la Tierra cada 14 horas. Los satélites ocupan 3 planos orbitales con 56º grados de inclinación con respecto al plano ecuatorial que proporcionarán cobertura incluso hasta en las regiones polares.
  • Segmento Terreno: Con el objeto de supervisar los satélites y garantizar la fiabilidad de la información de posicionamiento y tiempo, se necesita una red terrestre mundial. La infraestructura principal del Segmento Terreno incluye estaciones de medida repartidas a lo largo del planeta, dos Centros de Control, estaciones de transmisión de información a los satélites y estaciones de Seguimiento, Telemetría y Telecomando (TT&C). Esta infraestructura se divide a su vez en un Segmento de Control Terreno y un Segmento de Control de Misión:
    • Segmento de Control Terreno: Es el responsable del control y la gestión de la constelación de satélites, proporcionando la función de TT&C.
    • Segmento de Control de Misión: Garantiza el rendimiento de Galileo comprobando periódicamente cada satélite y generando un mensaje de corrección para cualquier desviación orbital o temporal.
  • Segmento de Servicio a los Usuarios: elementos ubicados fuera de la infraestructura básica de Galileo y que soportan la provisión de los servicios: GNSS Service Centre (GSC), Geodetic Reference Service Provider (GRSP), Time Server Provider (TSP) y Galileo Monitoring Security Centre (GSMC), Galileo Reference Centre (GRC) y Competent PRS Authorities (CPAs).